Gana Arauz: bienvenida Venezuela

No vamos a cumplir este acuerdo con el FMI, tendremos un plan de soberanía económica nacional”, fue el mensaje vía Twitter del candidato correísta Andrés Arauz hace algunos días. Bastó el mensaje para que suba el riesgo país.

Arauz es peligroso. Si capta el poder y tiene una Asamblea dócil -como la de Correa en sus mandatos-, se puede esperar todo: el regreso de Correa y sus secuaces, por indulto presidencial; la excarcelación de Glas y Mera; la salida de la Duarte de la embajada argentina; y el regreso de Patiño, la Rivadeneira, la Buendía y Viteri Gualinga desde México.

Hay un pacto con los indígenas, visualizado en redes sociales en el regreso a Bolivia de Evo Morales. No se puede ocultar que Iza y Vargas simpatizan con el estilo de gobernar, autocrático y lenguaraz, de Correa.

Podrían desdolarizar la economía, gradualmente, poniendo en circulación la billetera electrónica (¿alguien sabe dónde está Gastón Duzac, a quien Correa le entregó 800 mil dólares para ese proyecto en 2010?). Con el dinero electrónico vía decreto, también pondrán a funcionar una máquina virtual de billetes, creando otro subsidio clientelar: la renta básica universal.

andres arauz correismo venezuela
Artículo de Ugo Stornaiolo: “Gana Arauz: bienvenida Venezuela”

Volverán los préstamos chinos a altos intereses. La idea de “yuanizar” la economía está en la mente del trío de economistas (Correa, Arauz y Rabascall), colocando al yuan chino como moneda de curso legal en lugar del dólar, algo funesto.

Hablarán de “recuperar la patria” y prostituirán la canción “Patria, tierra sagrada” de Sixto María Durán. Retornarán los Alvarado con campañas tipo Goebbels y la manipulación. Las fake news serán política de comunicación del Estado y reaparecerá la SENAIN para espiar a todos.

Regresarán las “diosas del olimpo”, los ministros chupamedias y las contrataciones de emergencia. Se ingeniarán otro “giro específico del negocio”, a cargo del inefable Glas (para robar más). Pondrán como modelo de manejo económico a las impresentables Venezuela y Argentina y atacarán al “neoliberalismo” (cómo no) y al imperio. La refinería del Pacífico pondrá más primeras piedras y harán obras faraónicas (como la plataforma acuática gubernamental de Quito).

Correa será caudillo y mandamás supremo. Si su dúo de bolsillo no cumple, él mismo tomará el poder para “recuperar” la soberanía política, monetaria y económica. Manejará al país como lo hizo en su régimen y lo dejará en soletas. Para eso asesoró a Maduro y algún consejo dio en Argentina. Si gana Arauz habrá Venezuela a corto plazo. Votantes: no permitan que eso suceda…

Autor: Ugo Stornaiolo

Fuente: La Hora

Deja un comentario