Barcelona entrena en Quito en la Casa de la Selección

Desde el sábado pasado, la plantilla de Barcelona Sporting Club está en la capital. El domingo cumplió el primer entrenamiento en la Casa de la Selección, sitio de concentración de los toreros, las actividades del equipo son a puerta cerrada.

Un total de 26 futbolistas laboró bajo las disposiciones del cuerpo técnico liderado por el argentino Luis Francisco Zubeldía; en la nómina falta el volante Rodrigo Marangoni, quien sufrió una contractura muscular en la pierna derecha, el pasado sábado; estaba previsto que hoy en la mañana participe de las prácticas, informó Luigi Macchiavello, relacionador público del club.

luis zubeldía barcelona s.c.
Luis Zubeldía. técnico de Barcelona S.C.

Por segundo año consecutivo Barcelona cumplirá trabajos en la altura de la capital, sin embargo, a diferencia del 2010, cuando el equipo lo dirigía Juan Manuel Llop, esta vez el plantel solo permanecerá siete días en Quito (del sábado 2 al viernes 8 de julio). La temporada pasada la plantilla, por pedido del ‘Chocho’, se radicó de enero a diciembre.

Jugadores como Iván Borghello, Miguel Ibarra, Rodrigo Marangoni, Pablo Saucedo, entre otros, cumplirán por primera vez esta experiencia; según expertos, lo ideal sería que los futbolistas trabajen más de 21 días para un mejor rendimiento en la altura.

Durante la semana de estancia en la Casa de la Selección, el plantel canario entrenará a doble jornada (09:00 y 16:00). Tiene previsto el retorno a Guayaquil el viernes a las 15:30. Y, dentro de la planificación está jugar un partido con la sub 20 de Ecuador.

Al final de la primera etapa, Barcelona, que fue dirigido por Rubén Darío Insúa y Rolando Guerrero, se ubicó en el octavo puesto con 27 puntos. Zubeldía comandará el plantel en la segunda fase.

En lo dirigencial también hubo cambio para el segundo semestre del año. Antonio Noboa, que en los próximos días anunciará contrataciones, sustituye a Alfonso Harb en la presidencia

¿Qué te pareció esta noticia?
[Total: 0 Promedio: 0]

Deja un comentario